Decisiones derivadas del control de la resistencia del hormigón.



En doctrina de calidad suele decirse que el efecto del control de recepción es doble. Por un lado el control de calidad actúa de filtro de productos defectuosos (efecto directo) y. por otro enseña al productor que la no calidad tiene un precio (efecto indirecto). Y este efecto indirecto(penalizaciones por no cumplimiento) tiene mayor influencia en la calidad final de la obra que el efecto directo.

Cuando resulta fest > fck se acepta automáticamente el lote de hormigón. Cuando fest <  fck, pero es fest >=  0,9 . fck , el lote debe aceptarse también, ya que el estimador que define la resistencia característica estimada es ms bien severo, pero procede en tal caso imponer una penalización de tipo económico, proporcional al descenso de resistencia. Pata cito, el Pliego de Prescripciones Particulares debe prever tal eventualidad y fijar el coeficiente de proporcionalidad. Así por ejemplo, si se fija un coeficiente 2, en el caso límite en que la resistencia estimada resulte igual al 90% de la especificada, el hormigón del lote en cuestión debe abonarse al 80% de su precio.

Si el descenso de resistencia fuese mayor del 1O por lOO (fest < 0.9 . fck)es claro que no se ha cumplido el contrato de suministro de hormigón, y que la responsabilidad de tal incumplimiento pertenece únicamente al suministrador. Por Otra parte y como cuestión separada de la anterior, procede efectuar un estudio particular del caso para cuantificar la influencia que dicho descenso puede tener en ¡a seguridad de los elementos afectados. Y como dicho estudio se basa en el análisis de las piezas reates y no en los resultados arrojados por las probetas enmoldadas, resulta que, en este punto, aparecen entremezcladas la responsabilidad del suministrador del hormigón y la del constructor que lo puso en obra, no siendo fácil la separación entre ambas. Por tal razón, en muchos casos de conflicto resulta preferible para ambas panes el llegar a un acuerdo amistoso antes que pasar a la vía judicial.

El descenso de seguridad estructural ocasionado por una baja de resistencia del hormigón es diferente según se trate de elementos comprimidos (soportes) o de elementos flectados (vigas y forjados), siendo mucho mayor en el primer caso que en el segundo.

Si del estudio de repercusión en la segundad de los elementos afectados resultase que coeficientes de seguridad teórico disminuye en un porcentaje inaceptable, antes de decretar la demolición deben considerarse las posibilidades de reforzar los elementos afectados, o de disminuir la carga & uso inicialmente prevista (declasación).

Pero por otra parle, cuando se obtenga una resistencia estimada menor que la especificada es necesario considerar no sólo la influencia sobre la seguridad del elemento estructural, sino también el efecto negativo que puede tener sobre otras características como ion la deformabilidad, la fisuración y la durabilidad.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada